sábado, 13 de diciembre de 2008

A las navidades futuras

Yo le diría a mi hijo que los regalos de pascua están en el ropero, y dejaría que los viera. Entonces luego le contaría que vendrá el viejo pascuero.

Y haría un árbol precioso, con una rama media seca y bonita encontrada por ahí, y con los papeles de los paquetes del Emporio Echaurren haría unas montañas, y con diarios y engrudo haría animales, y el pesebre, y todo lo demás, palitos viejos hay por todas partes.

4 comentarios:

Issa dijo...

Yo, le diría a mi hija que la navidad está en el corazón.

Le diria que barbie no es perfecta, y le regalaria un sueño.

Luego, le daria un arbol de mil colores, para que en él, colgara sonrisas e ilusiones.
Envolveria su aroma en un paquete, y sus suspiros en terciopelo.

Pasaba a saludar.
Cuídate!

kany dijo...

A veces quiero un hijo para decirle cosas...otras veces no se ni que decirme a mi misma

TICTAC dijo...

El futuro no existe, es cada dia...pero existe el deseo que la navidad perdure con los sentimientos de humildad y de generosidad que la generaron.

Aprovecho para desearte que las presentes sean felices y prosperas para ti y los tuyos.

un abrazo

galatea dijo...

qué rebeldía para los supermercados, atornillar al revés, me parece provocador y me atraen las provocaciones. Una buena idea para la próxima Navidad.
Lindas las fotos y los títulos.
G.